¡NECESITO DINERO! (Parte 2)

shaking-hands-2499629_1920En mi anterior post relacionado con el proceso de captación de financiación privada para un proyecto empresarial, pretendía ayudar a reflexionar sobre la necesidad y oportunidad de captar financiación privada. No siempre es necesario o recomendable actuar de esta forma.

Basandome en la experiencia propia, en siete de cada diez proyectos en los que los emprendedores se plantean captar financiación privada, ésta es desaconsejable por alguna de estas causas:

  • El proyecto no requiere financiación privada ajena para crecer, lo puede hacer con fondos generados por operaciones, con crédito de proveedores, con recursos de los promotores o con financiación bancaria.
  • El promotor no quiere perder el control total o no está dispuesto a compartir el proceso de toma de decisiones.
  • El proyecto no es invertible.

Suponiendo que mi proyecto y yo como promotor estemos en ese 30% de las iniciativas en las que se podría plantear un proceso de captación de financiación privada, ¿qué pasos dar? ¿qué cautelas adoptar?

Para la adecuada interpretación de las líneas que siguen, es preciso tener en cuenta que me refiero al proceso de inversión privada para fases first stage no de implantación. Hemos validado el modelo de negocio, tenemos producto y/o servicio que vender y hemos empezado a facturar. Los especialistas establecen la frontera entre la etapa de implantación (seed) y la que nos ocupa, así como su límite superior, en valores diversos. Según la experiencia, estos umbrales dependen mucho del sector, pero podríamos establecer unos niveles de financiación que pueden ir entre los 10.000 y los 300.000 euros.

Si te encuentras en la situación descrita y con el fin de poder ayudarte en el proceso, dejo a continuación algunas ideas para poder transitar en un itinerario que sin duda será difícil.

  1. Tómate tiempo. El proceso de identificación de un socio, análisis de complementariedades, ajuste del modelo de negocio incorporando una nueva visión, negociación, cierre de acuerdos y gestión de la alianza, es necesariamente dilatado. Desconfiaría del “amor a primera vista”. Si tienes urgencia en la captación de recursos, será difícil que el proceso evolucione de forma adecuada, se adoptarán decisiones no suficientemente maduras, podrías generar desconfianza, etc. He vivido proyectos de captación de socios que han durado 6, 8 meses, y en el caso extremo de un proyecto internacional, dos años (al final se frustró el acuerdo).
  2. Conoce bien a tu socio potencial. Con el fin de evitar riesgos y sorpresas futuras, es muy importante conocer bien a tu futuro socio, tanto en los aspectos relacionados con la actividad profesional como en los aspectos personales. Gran parte de las alianzas profesionales se ven frustradas por aspectos que tienen que ver con el carácter, con la forma de ser de cada cual, por la escala de valores y prioridades. Si no se comparten unos principios básicos las posibilidades de que la relación fracase son altas. Además de la valoración de los aspectos personales, son muy relevantes los aspectos profesionales. Preguntas como ¿por qué le puede interesar mi proyecto?, ¿qué aportará el nuevo socio al mejor desempeño del modelo de negocio?, son algunas de las que nos deberíamos hacer antes de iniciar un proceso de acercamiento.
  3. No quemes cartas innecesariamente. Iniciar un proceso de negociación para la captación de socio y que este se vea frustrado, puede cerrar futuras puertas, además te habrá hecho invertir un tiempo y esfuerzo quizá inútil. Si hay sombras de dudas previas, no inicies el proceso.
  4. Las cosas claras. Yo soy partidario de absoluta transparencia en el proceso de acercamiento y negociación. Creo que los aspectos menos buenos o las incompatibilidades, cuanto antes se detecten mejor. No tengas cartas ocultas, transmite claramente los riesgos del proyecto, las incertidumbres… es mucho peor que estas afloren una vez se hayan cerrado acuerdos.
  5. Porqué y para qué necesito el dinero. Esto es importante tenerlo claro (y saber explicarlo) como ya dije en mi anterior post. Por mucho que se insista en este punto parece no ser nunca suficiente. De 32 proyectos de startups tecnológicas de un reciente elevator pitch en el que tuve la oportunidad de participar como evaluador, sólo 8 o 10 proyectos tenían claro o transmitían correctamente esta información.
  6. Define claramente cómo se puede salir del proyecto o modificar los acuerdos previamente adoptados. Prever como se pueden resolver o modificar los acuerdos societarios en caso de ser necesario, es muy importante que quede totalmente definido antes de adoptar los mismos. Aspectos relativos a los procedimientos de valoración de la empresa, a los mecanismos de incorporación de socios, venta de parte o de la totalidad de la propiedad, son algunos de los que es preciso definir. Para este punto especialmente recomiendo el apoyo de profesionales especializados.
  7. Define claramente cómo será el proceso de toma de decisiones y el papel de los socios en el proyecto. Antes de cerrar acuerdos de incorporación de un socio es muy importante definir el papel en la gestión y en la toma de decisiones de la empresa. En ocasiones se dan por supuestos sistemas de funcionamiento futuro que luego generan desencanto y frustración.

Pero, ¿y si llega mi “Príncipe Azul” que quiere si o si entrar en mi negocio y está dispuesto a hacer lo que sea y poner el dinero que haga falta? -creedme, he conocido algún caso así-

Si se da este caso, en primer lugar, no os dejéis “narcotizar” por los ceros de un cheque – se que no es fácil- Llegado el caso es absolutamente necesario que identifiques la razón real del interés. ¿Te busca a ti como profesional? ¿a identificado claves de generación de valor que tu no has descubierto? ¿necesita evadirse con un negocio en el que “distraerse”?

Obviamente, en cada una de las circunstancias que se plantean, el plan de acción puede ser completamente distinto.

RECOMENDACIÓN. Alguien dijo alguna vez… ” las sociedades, con número impar de socios y siempre menor de tres”… sin ser así de radical, ten en cuenta que la incorporación de socios que no han sido fundadores tiene múltiples implicaciones en los aspectos de gestión de la empresa y personales. Los llamados business angels pueden ser aliados clave en las fases de crecimiento inicial del negocio, pero el proceso de identificación, acercamiento, negociación, acuerdos y gestión, han de ser cuidadosamente tratados por el bien de nuestro negocio y de nuestra salud mental.

2 comentarios sobre “¡NECESITO DINERO! (Parte 2)

Agrega el tuyo

  1. Gracias, Miguel Angel. Reflexión muy interesante. Comparto contigo que el emprendedor, en muchas ocasiones, enamorado de su proyecto, no tiene muy claras las consecuencias de tener un socio financiero, o varios. Es importante que sepa si, con la incorporación de nuevos socios, mantiene o no el controlbde su empresa. Enhorabuena!!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: